Wittgenstein, Filosofía analítica.

El libro, en una cita:

“De lo que no se puede hablar, hay que callar”. (*)

En una lína:

Hay una correspondencia lenguaje/mundo; la ética está fuera de éste (es trascendental). Por lo tanto, no es expresable: no puede haber proposiciones éticas con sentido, ni juicios de valor absolutos. Lo bueno y lo malo son atributos de nuestros estados mentales. La omnisciencia sólo lleva a la descripción, no a la ética.

Internet:

Wikipedia (Esp), Resumen (PDF), Casa Del Libro.

Más:

Demos importancia a nuestro lenguaje: la forma de expresarnos muestra cómo concebimos y comprendemos el mundo.

Al margen de que Wittgenstein trate de eliminar la ética con razonamientos que, cuando menos, no se corresponden con la realidad del día a día, me llamó la atención la importancia que da a las experiencias humanas (expresables). Empezando por asombrarte de la existencia del mundo (no podemos concebir su no existencia), el autor afirma que la mayor y última experiencia es lograr sentirte absolutamente seguro.

 (*) Texto extraído de ensayos sobre Wittegenstein, pero corresponde a una de las conclusiones del Tractatus Logico-Philosophicus.

Anuncios

2 Comments

  1. …"4.1212 Lo que puede ser mostrado no puede ser dicho".El Tractatus es intencionaldamente una polémica contra ese especie de racionalismo que mata y esclaviza al espíritu humano…. y en su último aforismo llega a la conlcusión: "7. De lo que no se puede hablar hay que callar" y ¡se tira 30 años sin escribir! y pasa de hablar de los límites del lenguaje (tractatus) a expresar que la multiplicidad de visiones (en "juegos del lenguaje")es la riquiza generadora de diferentes lenguajes, consecuencia de las múltiples formas de vida. Tal vez la única forma de alcanzar la verdad sea a traves de las emociones, no a través de la razón.

  2. Gracias por tu comentario, ¡muy interesante!El hecho de que Wittgenstein identifique ciertos límites a la razón, en este caso respecto a la ética, no creo que signifique que debamos rechazarla por completo. Encontrar un solo argumento en contra de una tesis y pretender que sea suficiente para deslegitimarla completamente es una de las formas que proponía Sartre en "El Arte de Tener Siempre Razón" como forma de dialéctica.Con la Modernidad se trató de derribar al ídolo de la Religión para reemplazarlo por la Razón. En cambio, sus frutos (Capitalismo, Comunismo, etc), han demostrado no dar los resultados prometidos, por lo que nos encontramos ahora en una época Posmoderna:¿en qué podemos sustentarnos para tomar decisiones? Veo que propones basarnos en las emociones, y hoy por hoy hay muchas respuestas (Deleuze, David Lyon, Lyotard, Derrida, Foucault, Baudrillard, Vattimo, Intyre, Grant, Milbank…). Iré mencionando la posición de cada uno de ellos en el blog, poco a poco :)Sobre la riqueza generadora de lenguaje, el capítulo 2 de Antropología Cultural de Marvin Harris es muy bueno, pero en cualquier caso el libro entero creo que es de lo mejor que he leído nunca, muy recomendable.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s