Maquiavelo, El Príncipe.

El libro, en una cita:
“Estamos gobernados por la fortuna, pero parte está aún en nuestra mano”. 
En una frase.
El autor reúne consejos para actuar políticamente de forma eficaz y desde el realismo: El gobernador fuerte debe aprender a ser no bueno cuando sea necesario.
Internet.

Más.
Sería un error pensar que Maquiavelo introdujo en la sociedad y en la política ideas contrarias a la virtud y a la ética: se limitó a redactarlas en una inmejorable prosa, a partir de la observación del comportamiento humano. 
Hay lecturas positivas de El Príncipe: Trató de reflexionar racionalmente y legar un escrito útil sobre la verdad real. Nuestro futuro está, al menos en parte, en nuestra mano puesto que además de la Fortuna, existe la Virtud. 
Existen también interesantes constataciones: los Estados con ejército propio (Roma, Esparta, Suiza) son los que pudieron forjar sólidas leyes sobre las que se apoya el buen gobierno actual. 
También las hay pesimistas: Cualquier orden social degenera en corrupción debido a la naturaleza humana y sus pasiones: envidia, venganza… Los hombres son ingratos, y olvidan antes la muerte de un padre que la pérdida de su patrimonio. 
En cualquier caso, creo que es conveniente tener la madurez necesaria para limitar nuestra toma de decisiones a las opciones disponibles, y poner siempre por encima el beneficio de la mayoría. Concretamente, hay múltiples y sabios consejos: preparar la tempestad cuando estás en calma; no rodearse de aduladores; el hombre se hace fuerte al superar grandes dificultades…

Anuncios